Categorías: Salud y nutrición

Coronavirus: entregas sin contacto y otras cosas que debes saber de los pedidos de comida a domicilio

¿Por la crisis del coronavirus tienes que pedir comida a domicilio? Ya sea que pidas por Uber Eats, Didi Food, Rappi o cualquier otro servicio de entrega, esto es lo que debes saber para reducir el riesgo de contagiarte.

Te interesa: ¿cómo limpiar los productos que compras en el súper?

Por: Roberto Morán

Comida a domicilio: qué medidas debes tomar

Lo primero es que es muy difícil reducir a cero el riesgo. “Lo más seguro sería que cocinaras en tu casa y no pidieras de fuera”, nos explica Alejandro Macías, el doctor que estuvo a cargo de contener la epidemia de influenza en 2009. Pero no se trata de que entres en pánico, dice él mismo. Hay algunas medidas que te pueden dar más seguridad.

Te interesa: Productos básicos que no pueden faltar en tu lista de compras

1. Pide comida caliente, no cruda

En esta temporada, lo mejor es que te olvides de pedir aguachile, ceviche o cualquier otra comida cruda, porque se puede contaminar con más facilidad. Si la quieres, prepárala tú en casa con alguna de las recetas y las precauciones de Cocina Fácil

2. Solicita entregas sin contacto

Más que contaminarte por la comida, el riesgo de contagio viene del repartidor, así que debes mantenerte lejos de él. Los principales servicios de entregas te ofrecen el sistema sin contacto. El repartidor deja los contenedores junto a la puerta de tu edificio o tu casa junto con un sobre para la propina y se retira dos metros. En ese momento puedes acercarte, dejar la propina y recoger tu comida, que viene en empaques adecuados.

Te recomendamos, de preferencia, usar los servicios que se pagan con la tarjeta de crédito en la aplicación (pago en línea), así no tienes contacto con el efectivo.

3. Coloca tu comida en el fregadero de la cocina

Inmediatamente de haberla recibido, deja los empaques con la comida por un momento. El fregadero es un buen lugar, porque el acero inoxidable se puede lavar con más facilidad y es difícil que se queden ahí los virus y otros contaminantes, dice Miguel Betancourt, presidente de la Sociedad Mexicana de Salud Pública.

4. Saca la comida de los empaques y caliéntala

Con las manos limpias, cambia la comida que te acaban de entregar a la sartén u olla donde la vas a recalentar o a un contenedor. Tira los empaques a la basura. Lávate otra vez las manos.

Lo más probable es que la comida haya llegado tibia. Caliéntala en la estufa o en el horno de microondas, donde debe estar cuando menos 45 segundos a máxima potencia. Esa es una precaución suficiente para desactivar el virus y para matar otros contaminantes.

5. Lávate las manos

Que no se te olvide. Cada vez que puedas entre un paso y otro, lávate las manos con agua y jabón en forma enérgica, durante cuando menos 20 segundos.

Te interesa: ¿Por qué no debes reutilizar los trapos de cocina?

Cómo prepararte para recibir tu comida a domicilio

Antes de pedir la comida, ya debes tener listos los sartenes, ollas o contenedores a donde la vas a pasar, para que no los andes buscando en los muebles de la cocina cuando ya agarraste los contenedores que te entregó el repartidor.

Es difícil que el virus se adhiera a los contenedores pero no imposible, porque es difícil saber qué manos la tocaron. “El riesgo cero no existe, hay riesgo hasta para cruzar la calle”, advierte el epidemiólogo Alejandro Macías. “El riesgo es por las cosas que lleguen de fuera de tu casa”.

Conoce más recomendaciones para disfrutar de tu comida favorita en Cocina Fácil

Por
Josselin Melara

Editora Digital Lic. en Lengua y Literaturas Hispánicas por la UNAM, con experiencia en tradiciones orales, gastronomía y cultura mexicana.