Categorías: Salud y nutrición

Estos alimentos te ayudarán a evitar la molesta retención de líquidos

Te decimos qué comer para no retener líquidos, una condición incómoda que puede hacerte sentir con hinchazón y peso adicional en tu día a día.

Esa sensación de hinchazón que te puede llegar a hacer sentir pesada e incómoda muchas veces se debe a la retención de líquidos en tu cuerpo. La alimentación tiene mucho que ver en lo anterior, aunque no es la única causa. Por ello, en este texto te diremos qué comer para no retener líquidos y deshacerte de esa sensación que puede comprometer tu calidad de vida.

¿Por qué retenemos líquidos?

La retención de líquidos, a la cual también se le conoce como edema, es un problema más común de lo que creemos. Cuando se indagan las causas encontramos problemas circulatorios, insuficiencia cardiaca congestiva o enfermedades renales o hepáticas. Por otro lado, se puede deber a problemas de dilatación en las venas en temporadas donde las temperaturas son más elevadas.

Se manifiesta en diversas partes del cuerpo, de manera principal en las manos, los pies, el abdomen, los tobillos y debajo de los ojos. Las causas se deben, además de nuestra dieta, como ya dijimos, por cambios hormonales, exceso de peso, sedentarismo, problemas circulatorios o herencia genética.

Getty Images

Qué comer para no retener líquidos

Yogur

Es un alimento rico en probióticos que favorecen el tránsito intestinal y provocan un mejor funcionamiento en nuestro aparato digestivo.

Té verde

El té verde, sobre todo en el desayuno, favorece la función renal. La teína, elemento presente en el té verde, aporta antioxidantes y depura el organismo.

Getty Images

Frutas

Además de deliciosas, las frutas nos aportan hidratos de carbono, necesarios en toda dieta y más en personas que suelen retener líquidos. Los hidratos de carbono no solo se transforman en glucosa que nos da energía para las actividades diarias. También aportan nutrientes, minerales y antioxidantes que le dan mucha salud al cuerpo.

Pescados

Puedes optar por pescados congelados o frescos, pero evita los ahumados. Se recomieda cuatro raciones a la semana de pescado.

Getty Images

Legumbres

Se recomienda consumir dos raciones de legumbres a la semana. Lo ideales que sean frescas y cocidas sin sal. Son una fuente ideal de proteína, vitaminas del grupo B, ácido fólico, calcio, magnesio, potasio, zinc, hierro y fósforo. Las encontramos en garbanzos, lentejas, soja, frijoles, guisantes secos, y muchas más.

Huevos

Inclúyelos sin miedo en tu dieta, pues son bajos en sodio, elemento que contribuye a la retención de líquidos. Puedes comer uno al día, sin problemas ni remordimientos, en la presentación que gustes.

Getty Images

Arándanos

Gracias a su aporte de potasio (250 mg de cada 100 gramos) y su alto contenido en agua, 87.9 g de cada 100, nos ayudan a evitar la retención de líquidos. Además añaden fibra a nuestra dieta.

Tomate

Además de tener un muy bajo aporte calórico, también cuenta con un alto nivel de potasio y agua, unión esencial para evitar la retención de líquidos en distintas partes de tu cuerpo.

SIGUE LEYENDO:

Estos son los alimentos que debes de comer para evitar los gases en las noches

Esta es la mejor hora para comer si padeces diabetes

Rodrigo Ayala