15 pasos para prevenir un infarto: consejos prácticos de alimentación y estilo de vida

Cómo prevenir un infarto

Sin duda, una de nuestras grandes preocupaciones sobre el cuidado de nuestra salud es saber cómo prevenir un infarto. La alimentación y el ejercicio son clave para evitar este tipo de complicaciones, y hoy te compartimos útiles consejos para cuidar tu corazón. En nuestro país aumenta la incidencia de enfermedades provocadas por una inadecuada alimentación, y las que ocupan el primer lugar son las cardiovasculares; el 95% de los casos podría haberse evitado con tan sólo cambiar algunos hábitos. Te puede interesar: ¿Qué es la dieta DASH y por qué se recomienda para la salud del corazón?

Cómo prevenir un infarto: 15 útiles consejos

1. Bienvenido Omega 3

para qué sirve el omega 3

(Foto: Getty Images)

Aumenta el consumo de pescados como sardina, salmón, trucha, arenque, macarela y atún, ya que contienen Omega 3, un ácido graso que eleva la concentración de HDL, el responsable de recoger el colesterol de las arterias y llevarlo a las células. Hay fuentes vegetales ricas en Omega 3, como el aceite de canola y la semilla de linaza, por lo que es recomendable utilizarlo para preparar tus platillos y consumir entre una y dos cucharaditas de semillas de linaza en polvo sobre cocteles de frutas, ensaladas o combinadas con jugos de frutas. No te pierdas: Alimentos que aumentan la felicidad y la positividad en la vida

2. Más fibra soluble

Beneficios de la fibra

(Foto: Getty Images)

El colesterol es una grasa que se adhiere a las arterias, hasta bloquear el paso de la sangre. Para evitar esta acumulación también es importante consumir suficiente fibra soluble. Los alimentos ricos en este tipo de fibra como manzana, zanahoria, nopal, avena, frijoles, lentejas y plátano, limpian el colesterol de las arterias y favorecen el flujo de la sangre. Te interesa: La importancia de la fibra en nuestra alimentación

3. Eleva el consumo de ácido fólico: clave sobre cómo prevenir un infarto

Alimentos verdes

(Foto: Getty Images)

Estudios científicos han relacionado la deficiencia de ácido fólico con una amplia gama de enfermedades cardiovasculares como arteriosclerosis, bloqueo de las arterias, ataques cardiacos, derrames cerebrales y defectos del corazón congénitos. El consumo de ácido fólico disminuye el nivel de homocisteína en la sangre, un aminoácido que está asociado al deterioro de las células que cubren las paredes de los vasos sanguíneos. Por ello es recomendable incluir alimentos con un alto contenido de ácido fólico como levadura, frijoles, alubias, coles de Bruselas, brócoli, espárragos, germen de trigo y germinado de soya. No te puedes perder: Beneficios de comer 1 plátano al día para tu corazón

4. Cuidado con las grasas trans

Grasas: resuelve todas tus dudas

(Foto: Getty Images)

Investigaciones reportan que las grasas trans con las que se elaboran productos como imitaciones de mantequillas, ciertos dulces, galletas, botanas y aderezos, pueden provocar problemas circulatorios y elevación de los niveles de colesterol LDL malo cuando se abusa de ellas. Te puede interesar: Mitos y verdades sobre las grasas y cómo consumirlas saludablemente

5. Disminuye el consumo de grasas de origen animal y las saturadas

grasas-y-carbohidratos.jpg

(Foto: Getty Images)

  • Come carne sólo dos veces por semana y escoge cortes magros (bistec, tampiqueña o filete).
  • Evita el consumo de carne de cerdo muy grasosa, cordero y vísceras.
  • Come pollo o pavo sin piel.
  • Modera el consumo de embutidos y carnes frías (salchicha, mortadela, salami, tocino, jamón serrano, queso de puerco, carnitas y chicharrón).
  • Limita el consumo de mariscos. Prefiere los quesos frescos como Cottage, Oaxaca o panela.
  • Opta por beber leche semidescremada o descremada.

No te pierdas: 3 tips ara engañar a tus antojos

6. Cómo prevenir un infarto: lleva una dieta rica en aceites vegetales y semillas

cocinar-verduras.jpg

(Foto: Getty Images)

Come nueces, almendras, avellanas, aguacates y cacahuates y adereza tus ensaladas con aceites vegetales que, por su alto contenido de vitamina E, impiden la oxidación del colesterol en las arterias. Existen evidencias de que la vitamina E puede reducir la incorporación de colesterol en las arterias, la intensidad de una trombosis y el daño que pueda sufrir el músculo cardiaco durante un ataque al corazón. El aceite de oliva contiene una gran cantidad de grasas polinsaturadas, cuyo beneficio es que evitan la formación en las arterias de las placas responsables de dichos ataques. Diversos estudios han demostrado que el aceite de oliva no reduce el nivel total de colesterol, pero aumenta la cantidad de lipoproteínas de alta densidad HDL (colesterol bueno). Un nivel alto de HDL disminuye la posibilidad de padecer enfermedades relacionadas con el corazón. Los expertos en nutrición recomiendan cocinar con este aceite, o al menos añadir una o dos cucharadas a la ensalada diaria. Te interesa: Cuida tu salud con un jugo de verduras y jengibre

7. Bebe vino tinto

vino-tinto.png

(Foto: Getty Images)

Las personas que beben vino en pequeñas cantidades durante las comidas, tienen un menor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares y sufrir ataques cardiacos. Este efecto protector del vino se atribuye a una sustancia llamada resveratrol, la cual es capaz de prevenir la arteriosclerosis (endurecimiento de las arterias). Es importante recalcar que no tiene el mismo efecto en quienes toman excesivamente alcohol, sino todo lo contrario: demerita la salud. El jugo de uva natural contiene mayor cantidad de resveratrol que el vino y con la ventaja de que no embriaga y, por lo mismo, pueden beberlo los niños. No te puedes perder: Tomar vino tinto antes de dormir ayuda a bajar de peso, lo dice la ciencia

8. Cuida tus niveles de triglicéridos

alimentos para la presion alta

(Foto: Getty Images)

Si tus análisis de sangre reportan niveles altos de triglicéridos, es recomendable limitar la ingesta de carbohidratos, sobre todo de cereales refinados como galletas, pan, arroz, pastas, refrescos, etcétera. Te puede interesar: Todo lo que tienes que saber sobre la dieta keto

9. Consume alimentos ricos en calcio, cómo prevenir un infarto

lacteos

(Foto: Getty Images)

Se ha comprobado que quienes tomaron diariamente 1 g de calcio redujeron su porcentaje de colesterol en 4.8% en dos meses, y en 25% en un año. Consume sardinas, charales, atún, nueces, almendras, quesos panela y Cottage, requesón y vegetales de color verde oscuro, porque son ricos en calcio. No te pierdas: Alimentos que debes evitar porque envejecen

10. Evita los suplementos con hierro

El exceso de hierro en la sangre oxida las grasas de las arterias y aumenta el riesgo de sufrir un infarto.

11. Soya para corazones sanos

soya

(Foto: Getty Images)

Consumir 25 g de soya (el grano) al día ayuda a bajar los niveles de colesterol, evitando el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Te interesa: 10 propiedades de la soya que beneficiarán tu salud

12. Cómo prevenir un infarto: inclúyelos en tu dieta

como hacer tapas españolas

Hoy te enseñamos como hacer tapas españolas de alcachofas, aceitunas y tomates cherry. ¡Perfectas para que las sirvas en tu reunión!

La alcachofa, el aceite de soya y el vinagre de manzana, contienen ingredientes activos que estimulan la producción de bilis. Esta sustancia emulsifica las grasas facilitando su eliminación. Se ha comprobado que el consumo de alcachofa disminuye el peligro de sufrir enfermedades cardiovasculares. No te puedes perder: 23 recetas que puedes preparar con alcachofa

13. Deja el cigarro

Como quitar el hipo de manera efectiva

(Foto: Getty Images)

Cuando el colesterol -el principal transportador de la grasa sanguínea- se oxida, el humo del cigarro favorece el endurecimiento de las arterias. La oxidación es una alteración química de las grasas similar a la que ocurre con la mantequilla cuando se vuelve rancia, y es provocada por diversos factores entre los que se encuentran los radicales libres, compuestos principalmente por el humo del cigarro y el aire contaminado. Te puede interesar: Ayuda para dejar de fumar

14. Eleva la ingesta de vitamina C

Cítricos

De acuerdo con investigaciones recientes, la vitamina C reduce la proteína reactiva C, un marcador de inflamación y preeditor de enfermedades cardiovasculares y diabetes. Las personas que tomaron suplementos de vitamina C mostraron una baja del 24% de colesterol malo en dos meses, así como una reducción del riesgo de padecer diabetes, infartos, ataques cardiacos y Alzheimer. No te pierdas: Top 10 de alimentos con vitamina C

15. Haz ejercicio

Ejercicio y alimentacion

(Foto: Getty Images)

Caminar es una de las mejores actividades preventivas que se puede practicar, pero en especial quienes padecen una enfermedad cardiovascular en las arterias periféricas, padecimiento que causa bloqueo en las arterias de las piernas. Al caminar 30 minutos se incrementan los niveles de TPA, un químico natural que disuelve los coágulos, reduciendo el riesgo de sufrir ataques cardiacos o infartos. Para mejores resultados, camina por lo menos tres días a la semana y procura ser constante. Descubre más consejos para cuidar de tu salud y nutrición en Cocina Fácil

Editora Digital Lic. en Lengua y Literaturas Hispánicas por la UNAM, con experiencia en tradiciones orales, gastronomía y cultura mexicana.
Contenido relacionado
Prepara la mejor birria con estos sencillos secretos; te decimos con qué debes condimentar la carne para marinarla y que eleve su sabor
Hazle frente a las altas temperaturas con un coctel delicioso y refrescante, aquí te decimos qué hacer para que te queden perfectos
¿Sueñas con un pescado empanizado dorado, crujiente y jugoso? Olvídate del pescado seco y quemado. Con estos tips infalibles lograrás la cocción perfecta
Son muy populares asados, a mordidas y hasta en bebidas calientes, pero, ¿conoces qué contienen? Aquí te lo contamos
Embárcate en un viaje culinario fascinante y conoce la historia de este mole, así como sus ingredientes, precio exorbitante y la experiencia gastronómica única que ofrece