Tamales norteños

Avatar Ana Ortega | septiembre 19, 2018


Ingredientes

  • 3 1/2 tazas de harina para tamales
  • 1 1/2 tazas de caldo de res
  • 1 cucharada de sal
  • 1 cucharada de polvos para hornear
  • 120 g de manteca de cerdo derretida

Instrucciones

  1. Asa los chiles, después remójalos 20 minutos. Reserva.
  2. Mezcla la harina con la sal y los polvos para hornear. Agrega una taza tibia de caldo (usa el de la carne), mezcla con la batidora por tres minutos o a mano. Una vez integrado, añade el resto del caldo y sigue batiendo, incorpora poco a poco la manteca y continúa integrando por 10 minutos. Reposa la masa por cinco minutos antes de extenderla en las hojas.
  3. Remoja las hojas en agua caliente para que suavicen; escúrrelas.
  4. Para el relleno, licua los chiles con el ajo y agrega la carne.
  5. Extiende la masa sobre la hoja y pon al centro el relleno de carne. Dobla hacia el interior, haciendo un envuelto en el que el relleno quede tapado por la masa. Dobla la punta hacia adentro. Repite hasta terminar.
  6. Coloca todos los tamales en una vaporera por una hora. Una vez hechos, la masa del tamal se des- pegará fácilmente. Sirve.

 

Si sacaste el muñeco en la rosca, dales un toque de amor a los tamales del Día de la Candelaria preparándolos en casa. Aquí te decimos cómo realizar estos exquisitos tamales norteños, todo el sabor que necesitas para sorprender, no esperes más, pon manos a la obra y explota esta increíble receta.

Te interesa leer: Desayunos mexicanos para comenzar el día con el pie derecho

Origen del tamal

El tamal es un nombre genérico dado a varios platos americanos de origen indígena, el cual es preparado comúnmente con masa de maíz cocida, envuelta en hojas de la mazorca o de la misma planta del maíz, plátano, bijao, maguey, aguacate o, incluso, en papel aluminio o plástico. Esta masa suele llevar algún tipo de relleno como carne, verduras, chile, fruta, salsa, etc., y su sabor puede ser dulce o salado.

La palabra tamal viene del náhuatl tamalli, que significa envuelto; el origen de este alimento se disputa entre varios países de América, ya que diversas variedades de tamales han sido desarrolladas en casi todos los países del continente americano, especialmente en México, Perú, Argentina, Chile, Bolivia, los países de Centroamérica y otros países más.

A pesar de esto, todo apunta a que su origen realmente se dio en la región central de México y a partir de ahí se extendió por el resto de América, ya que hay evidencia suficiente de que las culturas predominantes en México llevaron el maíz a otras culturas y regiones, así como platillos y formas de cocinarlos.



Comentarios

This post currently has 2 responses.

¡Cuéntanos cómo te quedó esta receta!