Reinventa la comida chatarra con estas deliciosas recetas

Qué es la comida chatarra y cómo hacerla saludable

Si nuestro cuerpo es nuestro templo, ¿por qué habríamos de alimentarlo con comida chatarra? Checa qué es y cómo evitar que perjudique tu salud.

Seamos sinceras, la comida chatarra es popular porque es fácil y rica. Está formulada especialmente para hacernos la vida más sencilla y para que no dejemos de disfrutarla. Sin embargo, y tratándose de nuestros hijos, tal vez sea momento de cambiar nuestros hábitos. En México, la obesidad infantil ha sido uno de los mayores problemas que han enfrentado los niños en los últimos años. Te interesa: ¿Qué tan dañina es la comida chatarra en los niños?

Efectos nocivos de la comida chatarra en el cuerpo

La coach en salud Carol Roizen asegura que:

“Hoy en día nos enfrentamos a una crisis de enfermedades no transmisibles como la obesidad, cardiovasculares y cerebro-vasculares que se deben a nuestros malos hábitos alimenticios y estilo de vida. Lo que sucede es que el ser humano está diseñado para habitar en un mundo donde la actividad física es abundante y las calorías son escasas, pero hoy en día el escenario es completamente opuesto, vivimos en un lugar en donde la actividad física es escasa y las calorías son abundantes”.
Comida rápida

Foto: Pexels

¿Qué es la comida chatarra?

Además de esto, la comida que ingerimos es muy diferente a la que antes se encontraba en la naturaleza: ingerimos productos altamente procesados con químicos elaborados dentro de un laboratorio con la finalidad de prolongar la duración de los alimentos. Sin embargo, el cuerpo humano no está diseñado para procesar ni utilizar este tipo de químicos. Estamos hechos para que se nos antoje lo que necesitamos. La grasa, el azúcar y la sal son ingredientes que el organismo requiere: son fuentes de energía; elementos como la sal son indispensables para mantener en óptimas condiciones al cuerpo. El problema es que ahora los consumimos en exceso. La grasa le ayuda al organismo a mantener su temperatura, le da energía y es parte fundamental de su estructura celular, entre otras cosas. Sin embargo, muchos alimentos de los que obtenemos grasas, tienen las llamadas “trans” o elaboradas en laboratorio. Allí se saturan con moléculas de hidrógeno, volviéndolas más estables. La comida compuesta por estas grasas tiene una vida de anaquel más larga, pero con un costo en salud elevado. Te interesa: La comida chatarra te mata silenciosamente

¿Por qué la comida chatarra hace daño?

Estas sustancias se pegan en nuestras arterias, aumentan nuestro colesterol malo y el riesgo de enfermedades cardiovasculares. El azúcar es una fuente importante de energía, pero hoy en día es fácil consumirla en exceso porque los alimentos procesados la contienen. Se esconde bajo muchos nombres: jarabe de maíz con alto contenido de fructosa, dextrosa, almidón de maíz, glucosa y fructosa, entre otros. Resulta casi imposible tener una ingesta modesta en los productos procesados que comemos: no importa que sean dulces o salados, la mayoría abusa de ella. El consumo excesivo de azúcar está vinculado a la obesidad, algunos tipos de cáncer y otras enfermedades graves. Te interesa: La comida chatarra hace más susceptible al sistema inmunológico

Niños comiendo helado (comida chatarra)

Foto: Pexels

La sal es otro aliado que se convierte en un enemigo cotidiano. Una ingesta exagerada de este mineral promueve una presión arterial alta, lo que causa infartos y enfermedades cerebrovasculares. El máximo recomendado de sodio al día es de 1500 mg, en promedio, la persona común consume a diario 3500 mg. Evitar los alimentos procesados nos ayuda a reducir esta cantidad de nuestro cuerpo. Por último, los colorantes y saborizantes artificiales que se usan para simular el color de los alimentos aparentan llevar algo que no contienen en realidad (por ejemplo, “jugo sabor a uva”, que no lleva uva, pero que es morado) y darle consistencia, sabor o textura a los alimentos a in de que sean atractivos. Se cree que algunos de ellos están relacionados con alergias y otros padecimientos. Te interesa: 9 Efectos que la comida chatarra puede generar en tu cuerpo

Cómo evitar que la comida chatarra perjudique tu salud

La coach en salud Carol Roizen sugiere tener un equilibrio entre lo que comemos y la actividad física que realizamos. Los niños pueden comer de vez en cuando algo de comida chatarra si su ingesta diaria es nutritiva y se ejercitan. Un tip para brindarles una mejor alimentación es aprender a leer las etiquetas de los productos adquiridos. El primer ingrediente de la lista es el que se encuentra presente en mayor proporción dentro del alimento. Por ejemplo, el azúcar aparece muchas veces en el primer lugar, así que consume estos productos de vez en cuando. Guía tu compra con una lista de ingredientes sencilla y busca comestibles que contengan más de 2 gramos de ibra. Es indispensable involucrar a los pequeños en las conversaciones sobre nutrición. Invita a tus hijos a que te acompañen al súper y elijan los ingredientes para preparar alimentos de calidad. Te interesa: Razones para dejar la comida rápida y mejorar tu alimentación

Reinventa la comida chatarra con estas recetas

Además del cambio de hábitos, te ayudaremos con recetas fáciles de hacer y saludables para sustituir los alimentos procesados que comúnmente damos a nuestros hijos. Roizen nos comparte algunas de sus favoritas de comida “chatarra” (saludable) y preparada en casa que disfrutarás junto con tus pequeños. Te interesa: 15 recetas de comida saludable para desintoxicar tu cuerpo

Wafles sanos vs wafles congelados

Aunque no hay cómo sacar dos wafles congelados en el tostador para un desayuno rápido, la lista de ingredientes te hará cambiar de opinión. La receta que te presentamos a continuación es para prepararla cuando tengas tiempo y congelarlos para usarlos en un momento apresurado. Ingredientes

  • 1 taza de avena sin cocer (que no sea instantánea)
  • 3 huevos completos
  • 2 claras de huevo
  • 1 taza de queso cottage
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharadita de canela en polvo
  • 2 cucharaditas de azúcar

Preparación

  1. Licúa todos los ingredientes y viértelos en una waflera.
  2. Sigue los tiempos de cocción de la waflera y listo.
Receta de waffles saludables

Foto: Getty Images

Sírvelos con tus ingredientes naturales favoritos, como moras azules, los cuales te brindarán diferentes nutrientes. El queso cottage te aportará proteínas bajas en grasa y el huevo, aminoácidos esenciales, vitaminas B12, D, A, B2 , niacina y minerales como el fósforo y zinc.

Barritas saludables vs barritas de cereal

Aunque no lo creas, en la lista de ingredientes de una barrita de cereal procesada que se anuncia como “sana” o “dietética” encontramos ingredientes como diferentes tipos de azúcares (mencionados con otros nombres como fructosa o glucosa), aceite de palma parcialmente hidrogenado (grasas trans), muchos tipos de saborizantes artificiales, colorantes artificiales y variedades de conservadores. Ahora te presentamos una receta sencilla que contiene solamente ocho ingredientes. Todos los conoces, los puedes pronunciar, son naturales y le hacen bien al cuerpo. Ingredientes

  • 10 dátiles picados finamente
  • 2 cucharadas de agua
  • 1/2 de taza de crema de cacahuate
  • 1 taza de mezcla de nueces
  • 50 g de coco seco, rallado
  • 50 g de semillas de girasol
  • 1 taza de fruta seca (uva pasa negra o verde, arándanos)
  • 1 cucharadita de sal

Preparación

  1. Cubre un recipiente con papel encerado. En una olla pequeña añade los dátiles, el agua y la crema de cacahuate. Ponla a fuego bajo.
  2. Agrega el resto de los ingredientes y mezcla hasta que los ingre- dientes secos estén cubiertos. Acomoda la preparación en el recipien- te con papel, ayúdate con una espátula.
  3. Coloca la mezcla en el refrigerador por 30 min. Corta en cuadritos. Puedes guardar las barras en un contenedor cerrado en el refrigerador.
Receta de barras saludables (semillas y nueces)

Foto: Getty Images

La base de esta barrita son las nueces y semillas que contienen grasas saludables. Si varías los ingredientes de la barrita, tendrás más oportunidades de tener muchos beneicios para tu salud, ya que cada alimento aporta sus propiedades particulares.

Palitos de pescado empanizados saludables

Estos son una manera rápida y divertida para que los niños coman pescado, el cual es un alimento ligero y sano. Sin embargo, aquellos que vienen ya preparados generalmente están hechos con una lista larga de elementos que incluyen una mezcla de muchos tipos de pescado, leche descremada en polvo y conservadores. Aquí tienes una receta deliciosa con ingredientes de mayor calidad. Ingredientes

  • 2 filetes de pescado delgados y cortados en tiras
  • 1 huevo
  • Avena molida, chía y/o amaranto molido
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación

  1. En un tazón sumerge las tiras de pescado dentro del huevo batido. Pásalas por la mezcla de avena, chía y amaranto previamente sazonados con sal y pimienta.
  2. Cuece las tiras en una sartén con un poco de aceite o rocíala con aceite en aerosol. Un secreto rápido para mejorar la calidad de los palitos es empanizarlos con avena, amaranto o chía, en lugar de pan molido.
  3. Es innecesario sumergir los palitos en una alberca de aceite para que queden bien; para prepararlos puedes usar aceite en aerosol o rociarlos con aceite y cocinarlos en el horno.
Receta de barras de pescado empanizado

Foto: Getty Images

Recuerda controlar la cantidad de aceite durante la preparación. Antes de irte: Adolescente queda ciego y sordo tras alimentarse solo de comida chatarra

Contenido relacionado
Aunque es el sazonador por excelencia, como en todos los casos, el abuso de su consumo puede generar problemas a tu cuerpo
Si eres fan de la patitas de pollo debes saber que comerlas va más allá de darte un gusto, pues tienen varios beneficios que te conviene conocer
Se trata de un método desarrollado por los expertos de la prestigiosa universidad
Este alimento es tan versátil como nutritivo y aquí te vamos a contar todo lo que debes saber respecto a su consumo
Se trata de un popular platillo mexicano al que muchas personas recurren al día siguiente de fiesta, pero, ¿realmente es efectivo para sentirte mejor?