Rib eye: carne asada marinada estilo hawaiano

Ingredientes

  • 2 filetes de rib eye de una pulgada de espesor aproximadamente
  • 2 tazas de jugo de piña
  • ½ taza de salsa de soya
  • ½ taza de azúcar
  • 5 cdas. de vinagre de manzana
  • 2 cdas. de aceite de ajonjolí
  • ½ cebolla picada
  • 2 cdas. de jengibre rallado
  • ½ barra de mantequilla sin sal
  • 2 cdas. de aceite de ajonjolí
  • 4 rebanadas de piña
  • Sal

Instrucciones

  1. Mezcla el jugo de piña con el azúcar, la salsa de soya, el vinagre y el aceite hasta que el azúcar se disuelva. Agrega la cebolla y el jengibre. Separa dos cucharadas para procesarla más tarde con la mantequilla.
  2. Cubre la carne con la mezcla y marínala desde el día anterior.
  3. Prende el asador. Mantén la carne a temperatura ambiente antes de ponerla a asar.
  4. Bate la mantequilla y el aceite con las dos cucharadas de la marinada y sazona con sal. Enfría esta preparación en un tazón pequeño o enróllala en película plástica hasta que esté firme, por lo menos una hora.
  5. Pon los filetes a fuego alto, voltéalos hasta que doren. Sazona con un poco de sal. Coloca las rebanadas de piña espolvoreadas en paprika hasta que se encuentren asadas.
  6. Transfiere los filetes a una rejilla y coloca encima trozos de mantequilla. Reposa por 10 minutos y corta la carne. Sirve con las piñas.
  • 30m
  • americana
  • 2 porciones

Este fin de semana se antoja una deliciosa carne, y estamos seguros que esta receta te va a encantar porque se trata de un rib eye, carne asada marinada estilo hawaiano. ¿Ya se te antojó?

Te interesa: Los cortes de carne de res más usados en la cocina

Cómo elegir unos buenos cortes para preparar tu carne asada marinada

Razones para comer carne de res: se considera dentro del grupo de carnes rojas y se compone de la carne de vaca, res, buey y ternera. Es rica en ácido oléico, un género de grasa saludable. Es una fuente rica de hierro, contiene vitamina B12 y es muy buena para los músculos.

Con estos trucos sabrás distinguir si esa carne que vas a comprar es de óptima calidad o no:

  • En primer lugar, la de res presenta un color rojo vivo uniforme. Si se ve muy roja, ha estado mucho tiempo en refrigeración.
  • Además, tanto la de cerdo como la de ternera son rosadas.
  • Su consistencia debe sentirse firme, pero a la vez flexible al oprimirla con las yemas de los dedos.
  • Por otro lado, desliza tu dedo índice por la superficie y si resbala suavemente (como si tuviera una película de aceite), no lo dudes, sí es de calidad y te quedará suave al cocinarla.
  • Además, ¿se siente demasiado blanda? Significa que contiene un 60% de agua, en lugar del 40% que tiene la de calidad superior.
  • También, si estás en el súper, retira el paquete del refrigerador y obsérvalo bajo la luz ambiental para que puedas apreciar nítidamente el color de la carne.
  • Finalmente, debe tener poco o casi nada de nervio.

No te quedes con el antojo de este rib eye tradicional y más recetas de carne asada y disfruta del menú más saludable con las mejores recetas, deliciosas y muy nutritivas, sólo en Cocina Fácil, tu mejor opción para disfrutar de los más ricos sabores del verano

Y suscríbete a tus revistas favoritas en TUSUSCRIPCION.COM
Josselin Melara

Editora Digital Lic. en Lengua y Literaturas Hispánicas por la UNAM, con experiencia en tradiciones orales, gastronomía y cultura mexicana.

Compartir
Publicado por:
Josselin Melara