Cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato de sodio y agua para que queden relucientes

cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato

Te decimos cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato de sodio y agua, además de otros productos caseros para que le saques todo el brillo.

Dentro de las listas de pendientes para preparar las cenas de Navidad y Año Nuevo se encuentra la limpieza de tu cubertería. Es momento de usar esos cuchillos, cucharas y tenedores que guardas para los momentos más especiales del año. Sin embargo, con la finalidad de que luzcan acorde a la ocasión, debes sacarles todo el brillo y belleza que merecen. Es por ello que hoy te diremos cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato de sodio y agua. No olvides leer cómo limpiar tus copas de cristal para las cenas de Navidad y Año Nuevo

Cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato de sodio y agua

Para conseguirlo solo necesitas una cucharada de bicarbonato (10 g) y un poco de agua. Primero debes llenar un recipiente con agua tibia y añadirle el bicarbonato. Remueve hasta que se disuelva. Introduce tus cubiertos y déjalos remojando unos minutos. Luego enjuaga para remover los restos que puedan quedar de bicarbonato. Por último seca con un paño limpio. El mismo proceso puedes hacer con otros objetos de metal o plata que quieras usar en tus cenas, como pueden ser candelabros para velas.

cómo limpiar cubiertos de plata para navidad y año nuevo

Getty Images

Vinagre blanco

También es posible limpiar tus cubiertos con un poco de vinagre blanco. Para ello necesitas tener vinagre blanco, bicarbonato de sodio, cepillo de dientes y una taza. Agrega en la taza vinagre y una o dos cucharadas de bicarbonato de sodio. Revuelve hasta que el bicarbonato se diluya por completo. Con ayuda del cepillo de dientes, frota cada cubierto con esta mezcla y deja reposar cada pieza para que la solución haga efecto. Después enjuaga con agua fría y seca con un trapo. Disfruta del resultado de ver tus cubiertos como si fueran nuevos.

vinagre para limpiar cubiertos de plata

Getty Images

Agua oxigenada

Este es otro producto que te puede ayudar mucho en la limpieza de tu cubertería. Primero, reúne algodón y agua oxigenada. Acto seguido empapa el algodón con el agua oxigenada y frota cada cubierto hasta que vaya adquiriendo brillo. Una vez que hayas limpiado cada cubierto, déjalo reposar unos minutos. Después enjuaga con agua fría y sécalos. Cómo limpiar tus cubiertos con bicarbonato de sodio y agua será tarea sencilla siguiendo estos pasos. Disfruta tus cenas de Navidad y Año Nuevo con tu cubertería elegante, limpia y brillante. SIGUE LEYENDO: Cómo hacer nieve artificial para tu árbol de Navidad con bicarbonato de sodio y otros ingredientes caseros Cómo reparar zapatos de gamuza mojados con bicarbonato de sodio

Contenido relacionado
Prepara la mejor birria con estos sencillos secretos; te decimos con qué debes condimentar la carne para marinarla y que eleve su sabor
Hazle frente a las altas temperaturas con un coctel delicioso y refrescante, aquí te decimos qué hacer para que te queden perfectos
¿Sueñas con un pescado empanizado dorado, crujiente y jugoso? Olvídate del pescado seco y quemado. Con estos tips infalibles lograrás la cocción perfecta
Son muy populares asados, a mordidas y hasta en bebidas calientes, pero, ¿conoces qué contienen? Aquí te lo contamos
Embárcate en un viaje culinario fascinante y conoce la historia de este mole, así como sus ingredientes, precio exorbitante y la experiencia gastronómica única que ofrece