10 remedios caseros para la tos ¡que sí funcionan!

Remedios caseros para la tos

Con estos cambios tan repentinos de clima, es bastante común que algún miembro de la familia, sino es que todos, caigan en las garras de alguna enfermedad viral como la gripa y resfriados que muchas veces provocan tos. Por eso, te vamos a compartir 10 remedios caseros para la tos que son muy efectivos. La tos surge cuando las terminaciones nerviosas en las vías respiratorias entre la garganta y los pulmones son irritadas por sustancias como virus, bacterias, polvo y polen, provocando así que el cuerpo quiera liberarse de estas sustancias y poder limpiar los pasajes. Para muchas personas la tos resulta ser realmente molesta, así que, para liberarte de este terrible malestar, aquí te dejamos remedios naturales para la tos que te ayudarán a deshacerte de ella. Te puede interesar: Remedios caseros para la gripe que debes poner a prueba

Los mejores remedios caseros para la tos: alivia este malestar

Jarabe de miel

Miel y limón

Remedios caseros para la tos: miel. (Foto: Getty Images)

En primer lugar, si algo es bien sabido por las mamás, tías y abuelitas es que cualquiera de los remedios caseros para la tos que existen siempre deben de llevar miel y esta es la razón principal por la que el jarabe de miel siempre será tu mejor opción. Ya sea que lo compres o lo hagas tú misma, mezclando miel con aceite de coco y jugo de limón; ingerir la miel sola tendrá un gran efecto, pero mezclada funcionará mejor. Algunas abuelitas llegan a recomendar antes de dormir un trago de whiskey o coñac mezclado con miel. No te pierdas: Beneficios de la miel para tu rutina de belleza

Orozuz

Orozuz

Orozuz (Foto: Getty Images)

La raíz de orozuz además de ser uno de los remedios caseros para la tos más antiguos, ayuda a suavizar la garganta cuando se encuentra inflamada o irritada. La forma en la que este puede ingerirse puede variar, ya que existe la posibilidad de chupar el palo de orozuz o hacerlo en té dejándolo hervir con agua por 20 minutos, servirlo colado y mezclarlo con un cucharada de miel y el jugo de un limón. Descubre: 8 alimentos para prevenir un resfriado

Té de tomillo

tomillo

Tomillo: principalmente se utilizan sus hojas para condimentar todo tipo de carnes, asados, platillos con verduras y sopas. (Foto: Getty Images)

El tomillo es una pequeña hoja de una hierba que tiene un potente y efectivo remedio que calma la tos y, al mismo tiempo, relaja los músculos de la tráquea que disminuye la inflamación. El té se realiza al remojar dos cucharadas de tomillo machacado en una taza de agua hirviendo por diez minutos; colar al momento de servir y añádele un poco de miel y limón para mejorar el sabor y aumentar la fuerza del remedio. Te interesa: Estas son las hierbas ideales para relajarte

Té de jengibre

Qué es el jengibre

Remedios caseros para la tos: jengibre. (Foto: Getty Images)

Desde la antigüedad, el jengibre ha sido utilizado y grandemente explotado por sus propiedades medicinales, el cual contiene capacidades antistamínicas y descongestionantes. Para realizar el té, basta con añadir 12 rebanadas de jengibre fresco en una olla con tres tazas de agua, dejar que hierva por 20 minutos a fuego lento; servir colado y añadir una cucharada de miel y jugo de limón. Si este llega a picar lagarganta, basta con añadir un poco de agua No te puedes perder: Beneficios del agua de jengibre y cómo prepararla

Baño extra caliente

Bañarse cuando hay tormenta

(Foto: Getty Images)

El peor enemigo de la tos puede ser el vapor, por lo que es muy recomendable darte un baño con el agua lo más caliente que soportes sin que se filtre nada de aire en la habitación y que no exista una salida fácil para el vapor y así pueda acumularse lo más que se pueda. El vapor ayuda a suavizar las vías respiratorias, afloja la congestión nasal y las flemas de tu garganta y pulmones. Te puede interesar: Los baños de agua caliente también te ayudan a quemar grasa

Té de pimienta negra y miel

Pimienta negra

(Foto: Getty Images)

Sabemos que existen diferentes tipos de tos y que no todos los remedios caseros para la tos pueden ser efectivos, así que si padeces de tos húmeda, lo mejor para ti será este té, ya que, se dice, la pimienta estimula la circulación y el flujo de flemas y la miel es un alivio natural de a tos. Mezcla una cucharadita de pimienta fresca con dos cucharadas de miel en una taza y rellena el resto del recipiente con agua hirviendo, tapa y deja reposar por 15 minutos; cuela y bebe. No te pierdas: Cómo lavar tu ropa negra con pimienta para mantener su color

Agua

Tomar agua en ayunas

Remedios caseros para la tos: agua. (Foto: Getty Images)

Aunque no lo creas, el agua ayuda de muchas formas para tu salud, incluso cuando estás enfermo, ya que este líquido ayuda a adelgazar los mocos y mantener las membranas húmedas, lo cual, como consecuencia, ayuda a reducir la tos. Descubre: Beber mucha agua y otros trucos para acelerar el metabolismo

Sopa de pollo

Caldo de pollo calorias

Caldo de pollo

Ingerir mucho líquido es una de las claves más importantes para la eliminación de la tos, pero si mezclas esto con algo d proteína te ayudará mucho más, así que no dudes en preparar un poco de sopa de pollo, la cual no sólo te ayudará a aliviar la tos, sino la gripe y los resfriados. Incluso, si le agregas algo de jengibre, este platillo te ayudara a fortalecer tu sistema inmunológico. Te interesa: 12 recetas de sopas y caldo de pollo para apapacharte

Limón

limón verde

limón verde

Tanto el limón como la miel son de los dos ingredientes naturales más utilizados para la preparación de los remedios caseros para la tos, pero la rebanad de riñón con un poco de sal y pimienta esparcida sobre él también es muy bueno; sólo obsta chuparlo hasta extraer todo el jugo para que haga un buen efecto. No te puedes perder: Beneficios del limón para tu rutina de belleza

Malvaviscos

Malvaviscos

Malvaviscos (Foto: Getty Images)

Los remedios caseros para la tos no siempre tienen que ser agrios, así que si te gusta lo dulce esta bebida será para ti. Basta con hervir una taza de leche natural, servirla y vaciar algunos malvaviscos que se consideren necesarios, después de eso sólo tienes que dejar que estos se derritan en la leche y una vez que están fundidos tomarlo. Es mejor tomar la leche cuando aún está calienta. Pero, ojo, este remedio sólo sirve cuando se tiene la famosa tos seca. Porque te gustó esta información, conoce el menú más saludable con las mejores recetas, deliciosas y muy nutritivas, sólo en Cocina Fácil, tu mejor opción para disfrutar de la temporada de otoño

Y suscríbete a tus revistas favoritas en TUSUSCRIPCION.COM

Contenido relacionado
La guía culinaria publicó una lista con algunos de los platillos mexicanos más apreciados a nivel global
Este pequeño pero poderoso alimento tiene muchos más beneficios de los que te imaginas.
Si tienes resfriado es mejor poner en pausa estos alimentos.
Cuida tu piel con la fruta yaca; tiene múltiples beneficios para piel, como por ejemplo, ayuda contra el acné
Toma nota de los múltiples motivos por los que te conviene incluirlos en tu alimentación.